jueves, 26 de enero de 2017

Con nombre de mujer.

Cuando se hace mañana la mañana, se despiertan los sueños y las miradas.
Se hace música la música del viento, se hace amor el amor de amor vestido.
Pero fuera de cualquier poema de un poema, se dibuja el instante en el instante.

Andar tan sin camino, enhebrando las huellas de un anhelo. Te llama por tu nombre la ilusión.
Y así, que ya flechado por cupido, te hace luz en la luz del nuevo día.
Vuelas entre mil canciones y el olor del café. 

Luego, ya sin versos ni acentos, dices que en algún lugar de algún anhelo
te nombra la ilusión con nombre de mujer.



No hay comentarios: