sábado, 13 de mayo de 2017

A voz de eternidad.

Y el amanecer. En tus ojos hay luz de vida, canción intangible de besos y horizontes.
Con el sol, aquella sonrisa que despierta universos. Con nombre de mujer.
El presente habla de futuros por tejer, caminos por andar; amores por amar.
Cada paso es un cantar del viento, un instante, un suspiro...una melodía.
Los mares se hacen barca y caracolas, para los corazones que navegan con los sueños.
De la alegría a la tristeza, de la ilusión a la ilusión, anidando el concreto respirar de la pasión.
La duda se pierde entre la niebla, los caminos seducen a los caminantes: la distancias se abrazan.
Danzar entre el andar del reloj, mientras mil luciérnagas destejen madrugadas.
Y allí vamos, vestidos de susurro y besos, a voz de eternidad.






No hay comentarios: